Principal Comentarios Novedades Contenido Webs amigas

Faro Mogotes
La Belle Époque La ciudad de ayer Gente de ayer Edificios de ayer En Googlemaps Costa Atlántica El Puerto Monumentos Plazas Imágenes 2013/14 Obras Cumbre Folclore Faro Mogotes La Torre Tanque Asilo Unzué Los Peces Recetas pescados La Paella Bustillo y Otros Roberto Capurro Leone Tommasi Panoramas y más De la ciudad Nueva Terminal Pintores Escritores Pintores y pinturas Museo Ciocchini MAR Postales Velas 2010 Velas 2014 El Socialismo Las Margaritas Parque Camet Plazoleta Cabildo Cocina

El Faro de Punta Mogotes

Hablar de faros tiene siempre un profundo encanto. Se los imagina solos, erigidos sobre una roca, desafiando las tempestades y la niebla con el único objeto de hacerse visibles y presentes para orientar y salvar de un seguro naufragio a los navegantes que hace pocos años tenían como único recurso la observación visual. Hoy con la ayuda de la tecnología moderna, llamase radar o GPS, casi se obvia de considerarlo un medio imprescindible de la navegación, pero, ¡ojo! qué no se corte el suministro de corriente a bordo... entonces este  monumento de la seguridad está siempre presente.

Estar a lado, a los pies, en la cima un faro, nos retrotrae a la literatura de nuestra juventud, (siempre y cuando usted tiene más de cincuenta años) Melville, London, Verne, Follett, Brönte... Y Mar del Plata nos da la oportunidad de despertar aquellos recuerdos, sentir las mismas sensaciones juveniles, soñar las mismas aventuras, con el faro de Punta Mogotes.

El faro está emplazado algo más a sur de Punta Cantera, un pequeño promontorio que se desliza dentro del mar, parte todavía del sistema orográfico de sierras del centro de la provincia de Buenos Aires, llamado Tandilia. La zona está formada por pequeños cerros aplanados, sin puntas, adentrándose también bajo las aguas, que se los llaman mogotes, De aquí el nombre Punta de los mogotes y del faro. Originariamente la zona se llamaba 'Lobería grande', por la grandes colonias de lobos marinos allí establecidas.

 

 

El faro de Punta Mogotes se ubica geográficamente en latitud  38º 05' 30".3 S   y longitud  57º 32' 41".4 W. Su construcción se realizó en Francia en la empresa de los arquitectos Barbier, Benard y Turenne con sede en Paris, quienes también diseñaron los faros de Punta Medanos, Recalada y Monte Hermoso. La estructura fue traída desarmada y ensamblada pieza por pieza en el lugar al comienzo del año 1890 por los mismos arquitectos y un constructor destacado de la época, el señor Pedro Besozzi.

Se inauguró el 5 de agosto del 1891 ocupando un espacio de una hectárea donada por Don Jacinto Peralta Ramos.

Básicamente este faro consiste en una torre metálica, cuya estructura está construida mediante chapas de hierro de 6 milímetros ensambladas con remaches y con un esqueleto de hierros angulares y perfiles en forma de U, apoyada sobre una base de piedra. La estructura central, parte del total de 35,40 metros de altura es de forma tronco cónica,  en la parte superior sigue con una garita cilíndrica vidriada para el aparato luminoso.

El faro estuvo posteriormente pintado con 5 franjas de color blanco y negro y su base de color gris claro. Su primer aparato luminoso consistía en una lámpara a kerosén de 5 mechas al nivel constante con luz blanca giratoria de 10 segundos de exposición, por minuto. Fue cambiado a gas de acetileno con una inauguración el 28 de octubre de 1928

El faro también fue un radiofaro, es decir, emitía una señal cada tantos segundos en código Morse, de manera que los barcos con radiogoniómetro podían individualizar la dirección de la señal, hacer la debida corrección y con otras variables determinar la posición de la nave o simplemente tomar la señal como medio de aterrizaje al puerto de Mar del Plata, luego en vista de la costa dirigirse directamente a la entrada del puerto. El sistema fue inaugurado en el 1934, siendo entonces el primero radiofaro de las costas argentinas.
La señal de identificación que emitía el radiofaro consistía en las letras PM en código Morse (∙ − − ∙  − −) y una señal larga de ajuste.
 

Para los amantes de la precisión el radiofaro tenía esta tarjeta de presentación...: 

 

Faro Punta Mogotes

Frecuencia 305Khz       Alcance: 300 millas, normalmente reducido a 100 millas.

Característica: Periodo de 6 minutos

 

 

Grupo de señal

 

 

  • PM (∙ − − ∙  − −)  

12.67 seg.

 

  • Señal de ajuste (−−) 

20.00 seg.

Total  0 minutos 53.67 segundos

  • Silencio

  1.00 seg.

  • Señal de ajuste (−−)

20.00 seg.

 

Repetición del grupo se señales

53.67 seg.

53.67 segundos

PM (∙ − − ∙  − −)

12.66 seg.

12.66 segundos  

Silencio

240.00 seg.

4 minutos  00.00 segundos

Periodo total

360.00 seg.

6 minutos

 

 

Periodo de transmisiones con tiempo claro:

·         Tiempo: A los 6 y 36 minutos después de la hora.

·         Señal: Dos emisiones de características enteras.

Servicio con niebla:

·         Continuo, comenzando de la hora.

Hoy la estructura de hierro está pintada con tres bandas horizontales de color rojo y tres de blanco, con alrededor de 35.4 metros propios y 55,15 metros en total sobre el nivel del mar. El haz de luz por lo tanto puede observarse a una distancia de 15,4 millas náuticas, unos 28.5 kilómetros. Le explico...si usted subiera hasta la plataforma de las luces y mirara la línea del horizonte aparente, éste estaría a la distancia mencionada. Esta medición nace de una simple formula de la navegación costera, 2,08 por la raíz cuadrada del la elevación del faro sobre el nivel mar. Toda distancia mayor a la cual puede verse el faro depende de la elevación que tiene el observador sobre el barco, por ejemplo si usted se encontrara sobre el puente de mando elevado 9 metros sobre las aguas observaría la punta del faro  a una distancia de 22 milla náuticas o sea 40.7 kilómetros. La identificación luminosa del faro es de un destello a cada 10 segundos, 0,27 de luz y 9,73 de oscuridad.

Pasando al misterioso interior del faro, desde su base, por una puerta mirando al Este, atravesando un pasillo, llegamos al primer escalón de los 154 que componen la escalera tipo caracol, para interrumpirse en la sala de guardia. De aquí, con el corazón en la boca, lo esperan otros 24 peldaños para llegar al espacio rodeado de vidrios espesos, montados en marcos de bronce, donde está emplazado el sistema reflector de luz.  En otros tiempos, faltos de tecnología, un torrero cuidaba la mole. El más distinguido fue un tal Müller, que vestido de 'gala', los domingos recibía con muchas explicaciones a los ocasionales visitantes, pues no era tan fácil llegar a Punta Mogotes...

Si hasta ahora los he aburrido, perdóname, y perdóname un poquitos más por tomarme el atrevimiento de continuar...

La historia que sigue es para románticos, para aficionados a la astronomía, para turistas que quieren observar  rompientes amaneceres marinos o serenos atardeceres con un sol deformándose poco a poco y desapareciendo a veces con el famoso rayo verde; para gastrónomos, que de última, primero les interesa un suculento sándwich de lomito hecho a la brasa de un improvisado fuego entre las dunas de la zona... o sentado cómodamente sobre una roca vaciando su última botella de cerveza o ... de champagne.

 

 

 

 

La zona del faro está aproximadamente ubicada en latitud 38º 05' S y longitud 57º 32' W. Una zona privilegiada. Desde aquí hasta casi Bahía Blanca, en cierto periodo del año puede observarse el amanecer y el atardece en el mar.

El próximo 22 de diciembre, astronómicamente entra el verano. Esto porque la declinación del sol, de 23º y 27' S, es máxima, o sea es el valor de la distancia máxima en su curso aparente sobre la Eclíptica en el hemisferio sur. Es considerar el sol lo más cerca a nuestra posición geográfica.

Esta situación conlleva valores astronómicos particulares: en este día el arco diurno tiene su valor máximo, por lo tanto la durada del día es la más larga, la noche la más cortita. El valor del azimut al amanecer, es decir la distancia sobre el horizonte a partir la dirección del Norte es también máxima, alrededor de 120º. También es de 120º pasando por el Norte hacia el Oeste al atardecer. Sintetizando el sol amanece por el punto 120º de azimut, se empieza a elevar y acercándose a la dirección del Norte, donde a medio día referido al meridiano del observador llega a la máxima altura, alrededor de 75º (74º 22' 39" altura verdadera), empieza a bajar hasta desaparecer a 120º del Norte, o mejor dicho, a 240º de azimut (se cuenta de 0º a 360º). La posición solsticial del sol hace que los valores cambien poco durante una semana anterior y una posterior al 22 de diciembre. Por este hecho el fenómeno puede disfrutarse por almeno quince día.  ¡Ah!, ¡y el rayo verde?... En ciertas condiciones de temperatura, serenidad del mar y refracción del aire, el borde superior de la imagen del sol (que es la que se ve, y no el sol directamente, por efecto de la refracción, por eso usted puede mirarlo sin protección) emite un rayo verde que mejor se aprecia si visto con binocular.

Por consecuencia el sol surge más temprano y atardece más tarde. Las horas astronómicas corregidas para el huso horario que adopta La Argentina, referidas siempre a la zona de Punta Mogotes son: Salida del sol  05h : 24m  ; Puesta del sol  20h :13m -

Y déme la última oportunidad para decirles que este año también la luna se une al festejo... el día 23 es luna nueva, a las 06h : 43m-  El día 22 la luna surge a las 04h:17m, se va a las 19h: 50m; el día 23 la luna surge a las 05h :13m y se va a las 21h : 00m - (La luna todos los día retarda su movimiento de alrededor de 50 minutos respecto al sol). Entonces, en esos días luna y sol se verán surgir juntitos e irse también juntito. (No verá la luna iluminada por el sol, verá la luna iluminada por la luz reflejada de la tierra).

A este punto pido otra vez perdón, a los astrónomos especialmente y entendidos en la materia, por la explicación poco profesional de un cocinero a otro cocinero, al hombre común, al ama de casa, a la señorita que quiere incursionar en la cocina de Pasqualino. A todos ellos y a los amigos de la Red, les dedico las recetas y unas sugerencias para esperar el instante imperdible de un radiante amanecer o un plácido atardecer.

 

 

 

 

   

 

Panoramas desde la cima del faro

Las imágenes  fueron tomadas por mi amigo Natalio en el año 2001  luego de la infartante recorrida de los 154 escalones para llegar a la cima del faro, al habitáculo donde están las unidades ópticas.

 

    

     

 

Para el amanecer:

Chocolate al whisky con churros rellenos de dulce de leche

Las madrugadas en Mar Del Plata siempre son frescas, limpias y saludables. Sus chuchitos de frío y su lánguido estomago requieren urgente un restauro y la citada receta cumplirá perfectamente. Prepare o hágase preparar el chocolate de la siguiente manera:

Ingredientes - Para cuatro tazas: 100 gramos de chocolate amargo, 1/2 litro de leche fresca, azúcar, 40 cc. de whisky escocés, únicamente. Crema chantilly natural y fresca. Cacao o canela en polvo. No utilizar almidón de maíz para espesar.

Preparación: En un recipiente adecuado, disuelva las barritas de chocolate desmenuzadas elen la che caliente, poco a poco, agregue una cantidad moderada de azúcar. Recaliente bien e incorpórele el wisky. Sirva en seguida en tazas, culminando con una cucharada de crema chantilly espolvoreada con cacao o canela. Los churros cómprelos o asegurase que en el lugar en que está los tienen y de buena factura.

 

Tostadas de pan negro con manteca, jamón crudo y tomate con cerveza negra

Para una madrugada con mucho calor interior

Ingredientes - Pan negro moldeado de panadería, jamón crudo en tajadas, tomates. sal, pimienta, orégano. Cerveza negra.

Preparación - Cortar el pan en rodajas, tostar ambas cara y dejar enfriar. Untar dos rodajas con manteca, cubrir una con una feta de jamón crudo, una rodaja de tomate, sal, pimienta, orégano. Cerrar con la segunda rodaja. Apretar un poco y listo, y, a no olvidarse de la cerveza negra, que, si fuera irlandesa sería "good for you".

 

Figazitas con lomito grillado, tomate seco y pimienta, con champagne

Para una madrugada con abundante resto en sus bolsillos

Ingredientes - Figazitas recién horneadas, lomo de ternera o de cerdo, sal, pimienta, tomates secos en aceite de oliva. Champagne de reconocida calidad.

Preparación - Corte el lomo en tajadas finas, salpimiéntelas, áselas vuelta y vuelta en una grilla o plancha bien caliente. Corte la figazita, rellénela de el lomo asado, cúbrala con un tomate seco en aceite, cierre con la tapa y listo. El tipo de champagne de su elección acompañará el lento surgir del astro rey.

 

Para el atardecer

Brochetas de langostinos grillados con Torrontés salteño de Cafayate

Considerando el atardecer muy cerca de la cena, los platitos deben tomarse como para acompañar un aperitivo.

Ingredientes - Langostinos frescos, crudos y de buen tamaño, Aceite de oliva, salsa de soja, sal, pimienta. Manzana verde o mango.

Preparación - Saque la cáscaras y la cabezas a los langostinos dejando las extremidades de las colitas. Marínelos en una mezcla de aceite de oliva, salsa de soja, sal y pimienta. Arme las brochetas en un palillo largo par tal propósito alternando con pequeños pedazos de manzana verde o gajos de mango. Áselos vuelta y vuelta a la grilla o plancha bien caliente, pincelando con la salsita de aceite y soja. El Torrontés de Cafayate a 7/8 grados centígrados.

 

Un whisky, un Negroni, un Pisco Sour, con suaves canapés de salmón ahumado, carne de centolla, callos de vieras con champiñones

¡No se asuste! Todos los ingredientes para los canapés puede usted encontrarlos en una buena pescadería de Mar del Plata. Asegúrese que el establecimiento emplee materia prima fresca y natural. Absténgase de ingerir bocaditos plasmados con horrible pasta de anchoa o pasta de roquefort o mayonesa que no sea fresquísima

Supervise también sin miedo al 'barman'. Es muy común, aun usted puede no aceptarlo, el desastroso desastre que le puede servir...

 

Negroni con un toque de distinción

Ingredientes - Hielo, naranja, azúcar, angostura. Bitter Campari, Vermouth rojo, Dry Gin.

Preparación -  Prepare una copa tipo clásica para cocktail o del tipo Pernod, pase una rodaja de naranja por el borde del vaso, invierta éste y hágale adherir azúcar común. Corte la cuanta parte de una rodaja de naranja, deposítela en el fondo del vaso y échele unas gotitas de Bitter Angostura. En un vaso mezclador, ponga abundante hielo, 1/3 de Campari, 1/3 de Vermouth rojo y 1/3 de Dry Gin. Remueva hasta enfriar bien. Cuele la mezcla en el vaso preparado sin llenarlo.

 

Pisco Sour

Ingredientes - Azúcar, huevo, limón, Pisco chileno o peruano, hielo.

Preparación - En una coctelera con hielo ponga una cucharadita de azúcar, 1/2 clara de huevo, 1/3 de jugo de limón, 2/3 de pisco. Batir bien y servir en una copa de 'sour', sin adornar. Se le puede agregar algunas gotas de angostura. El vaso de sour es del mismo formato de trago largo, pero chico de unos 120 cc. o puede ser más precisamente una copa con pie corto y la base del vaso un tercio tronco cónica de 120/150 cc.

 

Y luego de la desaparición del sol, una cena liviana para empezar a disfrutar de las noches marplatenses, hasta el próximo amanecer...

Todo lo de arriba es para gente muy chic, con algo de dinerillo para gastar. Pero, nuestro emblemático Alfred, guardián de faro, responsable, comunicativo y amoroso, tenía un secretillo para acompañar un amanecer. Era una pequeña tortita blanca que al hornearse, el calor convertía el azúcar en un fino acaramelado, y si eso fuera poco, la rellenaba con un auténtico queso cremoso. Nada para envidiarles a los que disponen de muchos recursos.

La receta, tan vieja como nueva, la quiero dedicar a todos los hombres que en tierra y en el mar vigilan constantemente por la seguridad de la vida humana. Y van...

 

Las masitas del torrero*

Ingredientes: 300 gramos de harina leudante (o harina 0000 con polvo de hornear), 2 huevos, 100 gramos de manteca, jugo de una naranja o el equivalente de leche, 1 pizca de sal. Azúcar para espolvorear. Queso mantecoso o cremoso.

Preparación: En un bol verter la harina con la pizca de sal y la manteca fría desgranada. Agregar un huevo e unir con los dedos. Seguir con el jugo de la naranja o medio vaso de leche (prefiero el jugo), amasar y hacer descansar media hora en heladera. Luego estirar la masa hasta unos 8 milímetros, cortar redondeles de unos 5 centímetros y colocar en una placa enmantecada. Pincelar con una mezcla de huevo batido con crema de leche o leche o jugo de naranja y espolvorear abundantemente con azúcar blanca. Hornear a temperatura algo fuerte unos 12 minutos, hasta notar un incipiente dorado, luego, llevar enseguida al gratinador o en el habitáculo de parte baja de la cocina para acaramelar apenas la parte superior. Sacar las masitas de la lata por sea caso que algo del azúcar se haya convertido en caramelo fuerte e impide luego separarlas del fondo. Una vez frías puede comerlas tal como están o partirlas por la mitad y rellenarlas con trozos de queso cremoso. No use quesos de grandes marcas: el verdadero queso mantecoso o cremoso lo hacen pequeñas fábricas, fresco y delicioso, especialmente de la provincia de Córdoba, cuyos nombres quisiera darles, pero...

 

  

 

*El torrero es la persona que cuida de una atalaya o de un faro. 

Lea en este sitio la página de la escritora Adriana Pisani y la presentación de su libro "El faro, su capitán y los naufragios" y fotos del mismo.

Pasqualino Marchese, diciembre de 2003

Todas las fotos de este sitio se pueden encontrar en colecciones particulares y museos de la ciudad de Mar del Plata. No así en la manera como están presentadas, dimensionadas, limpiadas o mejoradas. Se ruega a los incorregibles que se apropian del trabajo que cumplen los demás, tener la grandeza de mencionar el origen de lo que mezquinamente publican como propio.

Pasqualino Marchese, Mar del Plata, enero 2008

 


Pasee por los Sitios de La Cocina de Pasqualino Marchese

Principal ]

Envíe un mensaje a pasqualinonet@gmail.com con preguntas o comentarios sobre este sitio Web.
Todos los Derechos Reservados  ©La Cocina de Pasqualino Marchese
Última modificación: 10 de noviembre de 2014 18:29 -0300